Seguinos en nuestras redes

Hola, qué estas buscando?

Actualidad

Depilación femenina ¿Un cardo?

Opinión: Por Lola Giménez

La depilación es desde sus orígenes una práctica difundida, comercializada e impuesta para las femineidades, un fundamento ultimo de lo bello que no acepta su rechazo. ¿Esta tan arraigada a la sociedad que el hecho que no te depiles te convierte en un cardo?

 Me gustaría decir que no pero la realidad es que es un comentario que la gente que decide no depilarse recibe a diario y hasta por su círculo privado de personas. El problema se intensifica cuando ya para venderte un producto de depilación te cosifican con una planta, mundo vegetal, que tiene espinas, pincha al tacto y no se toca. Comparar la pierna de una mujer que no se depila con un cardo es agresivo, todas tenemos pelos pero nosotras nos vemos obligadas a arrancarlos desde que somos niñas porque se nos impone como “lo bello”, “lo femenino”, y hasta llegar al punto de argumentar con puntos referidos a la salud (“lo higiénico”) como si algo tan natural como el vello por alguna razón solo afectara negativamente al género femenino.

 Quizás como sociedad ya es tiempo que nos empecemos a dar cuenta de que el mandato de belleza no es más que eso, un mandato, que con visibilizarían no es tan difícil de revertir, dejar en claro que la violencia hacia el cuerpo de una persona, la amenaza a ser “un cardo”, nunca debe ser una forma de marketing, parecería que en pleno Siglo XXI y luego de tres olas de feminismo esto ya estaría claro pero al parecer no.  

 No estaría de más aclarar que los feminismos y diferentes movimientos sociales contra hegemónicos ya vienen haciendo este reclamo hace décadas, más que nada en criticas generales a los fundamentos de lo bello hegemónicamente aceptados y esparcidos por los medios de comunicación.

 Por ultimo esto no es una crítica a quienes deciden depilarse, vivimos múltiples opresiones, cada una da la batalla que puede, se sabe que hay sanciones sociales implícitas para ellas que no encajan en el modelo establecido. Este caso es uno de los miles en el cual “mi cuerpo mi decisión” encaja perfectamente, la idea no es erradicar la depilación solo asegurar que sea una decisión de cada persona, no una imposición social.     

Copyright © 2020 - La Fuente noticias.